La bolsa de valores de Hong Kong (HKEX) está buscando implementar la cadena de bloques en su sistema, convirtiéndose en el segundo país en adoptar esta tecnología seguida de Australia.

Actualmente la bolsa de Australia (ASX) ya se encuentra trabajando con esta plataforma desde hace dos años, los cuales han sido duros para este gran exchange pero que ha dado sus frutos, colocando al ASX en el primer lugar como el mercado financiero más redituable del mundo el año pasado, con un margen de ganancias de 77% en comparación al 71% que se logró en Hong Kong.

Después de ver este gran avance y rendimiento, la bolsa de valores de Hong Kong no se quiso quedar atrás y se puso en contacto con su homólogo en Australia para colaborar en el desarrollo de este nuevo proyecto, el cual brindaría una mayor eficiencia en las transacciones y también disminuiría el costo de estas, de acuerdo al comunicado en Financial Times del jefe ejecutivo de HKEX, Charles Li.

El principal exchange de China ha tenido en mira la incorporación del blockchain en su mercado desde hace un tiempo, y debido a la falta de confianza y apoyo por parte de los vendedores no han podido terminar de implementar del todo esta tecnología, ya que hasta el momento solo se ha logrado introducir en mercados privados para financiar pequeñas empresas.

Algunos de los instrumentos y posiciones que se podrán operar, son  transacciones OTC (over the counter) y préstamos de valores (securities lending).

Cada vez más se ve como las grandes empresas e instituciones están adoptando esta ´´nueva´´ tecnología para poder optimizar sus operaciones, y así estas tengan mayor alcance y relevancia, además de poder unir países con el propósito de trabajar en equipo para la evolución de los mercados.

Es innegable la importancia que tiene el blockchain en el mundo de las finanzas y más ahora que  instituciones de este calibre están reafirmando que el uso de la cadena de bloques que es efectivamente hacia donde se debe de apuntar en un futuro.